viernes, 3 de diciembre de 2010

La Bizarrada: Despedazator (1988)



Una de las bizarradas más desconcertantes que me he encontrado es Despedazator (Slime City), de 1988. La caratula realmente prometía más de lo que luego daba la película, que trata sobre un estudiante que se muda a un siniestro bloque de viviendas, y acaba siendo convertido por una extraña vecina-bruja en una especie de engendro que se va descomponiendo.
La película, con un presupuesto realmente irrisorio, esta no obstante resuelta con mucha soltura, intenta mantener un tono bastante coherente, no cayendo en la habitual “película de coña” amateur que acaba cansando (bueno, sí, esta cansa un poco, pero por barata, no por penosa intencionadamente). El presupuesto se aprovecha en escenas gore bastante ingeniosas, aunque los efectos especiales son hechos a base de chorizo y batido, y en alguna escena se ve el truco (especialmente una escena en la que se ven unas manos apretando 2 jeringuillas con unos tubos). Y de hecho el director se permite algún guiño cinematográfico, como el famoso “Baile de la prostituta de Babilonia”, famosa escena de Metropolis, o la escena de la boca en la tripa, sacada de Videodrome.
En resumen, Serie Z en todo su esplendor, pero no obstante, se aprecia bastante ingenio y un aprovechamiento hasta el último céntimo de los recursos económicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada